Fase folicular: nutriendo tu jardín interior

Follicular Phase- Nurturing You Inner Garden

Nutriendo su jardín interior: abrazando la fase folicular (primavera)

El ciclo menstrual femenino es un ritmo poderoso e intrincado que refleja los ciclos naturales de la vida.

Así como la primavera rejuvenece la tierra, la fase folicular del ciclo menstrual marca un período de renovación, crecimiento y nuevos comienzos. Durante esta fase, el cuerpo sufre cambios notables, que impactan no sólo en el bienestar físico sino también en los estados mentales y emocionales. Este es el momento en que nos abrazamos y nos fortalecemos durante los días florecientes de la fase folicular.


Comprender la fase folicular (primavera)
La fase folicular generalmente abarca desde el día 1 hasta el día 14 del ciclo menstrual, siendo el día 1 el primer día del sangrado menstrual. Durante este tiempo, el cuerpo se prepara para la ovulación, liberando hormonas como la hormona folículo estimulante (FSH) y la hormona luteinizante (LH) para fomentar el crecimiento de los folículos ováricos.
Durante este tiempo, los niveles de energía aumentan a medida que aumenta el estrógeno. El revestimiento del útero se regenera, preparándose para un posible embarazo. Su cabello y piel pueden parecer más saludables debido a los niveles elevados de estrógeno.
Un aumento de estrógeno puede mejorar el estado de ánimo y el optimismo. La creatividad y la claridad mental pueden aumentar y puede prevalecer una sensación de nuevos comienzos y entusiasmo.

Sabiduría ayurvédica y autocuidado

En Ayurveda, la fase folicular se corresponde con el Kapha dosha y las cualidades de la tierra y el agua. Equilibrar estas energías puede ayudar a optimizar el bienestar durante esta fase.

Alimentos nutritivos

Favorezca alimentos ligeros y nutritivos para complementar el aumento de energía. Incorpora frutas frescas de temporada como bayas, manzanas y granadas. Adopte verduras de hojas verdes, brotes y verduras cocidas como base. Los cereales integrales como la quinua, la cebada y el amaranto proporcionan energía sostenible e incluyen grasas saludables de fuentes como el aguacate y el ghee que favorecen el equilibrio hormonal.

Ejercicio
Participe en actividades vigorizantes como caminar a paso ligero, bailar o trotar. Exterior
Las actividades te conectan con la energía primaveral de la renovación. Incorpore entrenamiento de fuerza para aprovechar los niveles elevados de energía.
Durante la fase folicular, los niveles de estrógeno aumentan, lo que mejora la síntesis de proteínas musculares, lo que la convierte en un momento ideal para el crecimiento muscular y la recuperación después del entrenamiento de fuerza.

Rituales de autocuidado


Pase tiempo en la naturaleza, sumergiéndose en la energía del crecimiento y la renovación, como en la temporada de primavera. Participe en prácticas de atención plena para alinearse con su mayor creatividad. Practique llevar un diario para capturar sus pensamientos, ideas e intenciones.


La fase folicular del ciclo menstrual ofrece una oportunidad única para aprovechar su fuente interior de vitalidad y creatividad. Al comprender los cambios físicos, adoptar los principios ayurvédicos y nutrir su cuerpo, mente y espíritu, podrá aprovechar plenamente la energía de esta fase. Recuerda, así como la primavera transforma el mundo que nos rodea, tu fase folicular puede ser un momento de transformación y empoderamiento. Abrázalo con los brazos abiertos y celebra la renovación interior.

Publicación anterior Siguiente publicación
mantente conectado con nosotros
¡Únete a la Tribu!